Jueves 18 de Agosto de 2022

Largo discurso y cortos anuncios

OPINIÓN
Alejandro Cáribas asegura que el esperado anuncio acerca de la unificación o no del mercado cambiario fue decepcionante por lo indefinido e impreciso de la medida.

Un análisis superficial de las medidas económicas anunciadas por el Presidente de la República daría la sensación de que el país vive tiempos de normalidad, con unos precios de petróleo alrededor de 100$ el barril, con una moderada inflación, con niveles óptimos de suministro de bienes y servicios, etc.  No otra cosa pudiera deducirse de las medidas en cuestión.

Se anunció un incremento del 15% del salario mínimo y de las pensiones y jubilaciones, la creación de la Misión Hogares de la Patria, aumento de las becas para estudiantes universitarios y de Educación Media, incremento de las inversiones para la Misión Vivienda, Barrio Tricolor.  Todas ellas implican la elevación del gasto público en momentos de penuria fiscal.

Del lado de los ingresos presentó argumentos elementales para justificar una eventual subida de los precios de la gasolina y propuso la apertura de un debate en la Asamblea Nacional para decidir o no  su aumento.

El verdadero propósito de las medidas antes citadas es el de servir de antídoto frente a las eventuales consecuencias  del  impostergable aumento del precio del combustible.  Las secuelas del Caracazo de febrero de 1989 dejaron su impronta.

El esperado anuncio acerca de la unificación o no del mercado cambiario, en el cual los agentes económicos tenían enormes expectativas, fue decepcionante.  Decepcionante no porque se haya debido fijar un solo tipo de cambio o un cambio dual o cualquier otro sistema, sino por lo indefinido e impreciso de la medida de ir hacia una situación cambiaria con tres tipos de cambio.

Un primer mercado que ancla  los alimentos y medicinas en el tipo de cambio de 6,30 Bs., lo que  reitera el estímulo para las importaciones, cercena la producción nacional y estimula  la corrupción, debido al enorme diferencial entre este tipo de cambio y cualquiera de los otros.  Ningún inversionista, nacional o extranjero, está en capacidad de competir con importaciones a un dólar subsidiado, con el agravante de un rígido control de precios y de un clima laboral  favorable a la  improductividad.

Un segundo mercado, suerte de híbrido entre el Sicad I y el Sicad II, del cual no se sabe a ciencia cierta si se destinará a sectores específicos distintos a alimentos y medicinas, llamados a participar  mediante subastas,  o mediante asignaciones que hará el organismo al cual corresponda, cuyo tipo de cambio debería ser mayor a 12 Bs e inferior a 52 Bs.

Un tercer mercado, al parecer alineado con lo previsto en el artículo 9 del Decreto  Ley de Ilícitos Cambiarios, en el sentido de un mercado alternativo de divisas, que operaría mediante la oferta de títulos valores y tal vez de efectivo y la demanda de los mismos, actuando el Banco Central de Venezuela como estabilizador diario del precio cuando este, a su juicio, alcance niveles excesivos. Su tipo de cambio estaría entre 52 Bs. y 180 Bs., que es el marcador del dólar paralelo.

Para que funcione eficazmente cualquier sistema cambiario se requiere en primer lugar de confianza, que obviamente no la hay, y en segundo lugar de suficientes divisas para alimentar cada uno de estos mercados, lo que tampoco pereciera existir, lo que hace predecir que este nuevo sistema cambiario no alcanzará su objetivo de estimular la producción nacional y reactivar la economía.   

Por Alejandro Cáribas

Lo + Leído

BELLEZA

La tecnología diferenciadora de la Ampolla Elvive Reparación Total 5+ es su poder residual que permanece en tu cabello hasta la próxima aplicación y sentirás los beneficios del producto durante toda l

CONFLICTO

Las líneas de producción de la planta de Caucagua están paralizadas por el retraso en los permisos gubernamentales para acceder a las divisas que les permitiría "la importación de materia prima e

PERSPECTIVAS

Analizar los escenarios posibles y cuáles son los retos a enfrentar será el objetivo fundamental del evento Perspectivas Conindustria 2015 que se realizará este martes 11 en Caracas, organizado por la

Indicadores en Tiempo Real

Desarrollo Web Omar Morales