Sábado 23 de Octubre de 2021

América Latina y Venezuela

ASDRUBAL OLIVEROS

En 2014, nuevamente nos enfrentamos a un año que no da señales de cambio en el modelo económico, aun cuando este se encuentre agotado y la economía esté necesitada de políticas que de verdad ataquen las graves distorsiones. Lamentablemente, las premisas del presupuesto no reflejan que las autoridades tengan una proyección muy objetiva sobre el desempeño del país, por lo que las mismas pierden su valor analítico y no permiten ser un indicador de cómo la economía se desarrollará para el próximo año.

Una evaluación en retrospectiva nos muestra que el Gobierno subestima variables como ingresos efectivos, porque aquellos que superen determinado monto se considerarán extraordinarios, pasarán por menos controles y serán manejados discrecionalmente. Las metas de crecimiento e inflación son irreales; es por ello que en nuestro informe hemos proyectado una inflación superior a la fijada por el presupuesto y, tal como explicamos ya, consideramos que de no tomarse las medidas necesarias, seguiremos con problemas inflacionarios. Pareciera que no hay salida del círculo vicioso: devaluación -inflación-escasez- poco crecimiento.

2014 será un año difícil para la región. Según la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), las condiciones económicas para América Latina serán menos favorables tras una década de crecimiento sólido debido a una reducción de sus exportaciones por la ralentización de China. Asimismo, resalta que América Latina requiere aumentar sus ingresos fiscales e impulsar sus exportaciones de bienes manufacturados y destaca que debe mejorar su productividad para competir en mejores condiciones con los países asiáticos, que se han transformado en la locomotora de la economía mundial.

Venezuela tiene las peores perspectivas de la región, con un crecimiento estimado de apenas 1% para 2014 de acuerdo con la Comisión Económica para América Latina (Cepal), mientras que se espera que el resto de la región se expanda a un ritmo de 3,2%. Nuestra economía persiste con grandes desequilibrios que lamentablemente no se han atacado. Vale la pena destacar que a diferencia de los períodos de estancamiento pasados, el origen de la recesión no se encuentra asociado a choques externos (generalmente petroleros), sino a la acumulación de desbalances internos. De hecho, la inacción de parte del Gobierno ha hecho que se agrave aún más la situación.

Deben corregirse los desequilibrios fiscal, monetario y financiero a través de la racionalidad del gasto, el ajuste de múltiples tarifas de servicios públicos, el aumento del precio de diversos productos generados por el Estado, la eliminación del financiamiento del gasto público deficitario por el BCV, la limitación del endeudamiento gubernamental tanto interno como externo, la eliminación de los presupuestos paralelos y la implementación de un sistema eficaz y eficiente para controlar el manejo de los recursos públicos.

Se hace indispensable también eliminar —o por lo menos suavizar— los controles de precios que hoy condenan a productores y comerciantes a trabajar a pérdida, así como desregularizar la economía —con la eliminación de múltiples trabas a la producción y a la distribución de productos—, e implementar políticas de estímulo a la producción y a la inversión reproductiva, para así elevar la capacidad y diversificación de la producción, desarrollar nuevos productos y fortalecer la eficiencia y productividad de las empresas.

Evitar un colapso de la economía al tiempo que se maneja con éxito la delicada situación por la que esta atraviesa dependerá en buena medida de la implementación de políticas públicas muy diferentes a las que se han venido instrumentando en los años recientes. No tomar consciencia de la gravedad de los males que nos aquejan y no realizar el cambio de rumbo necesario para corregirlos nos condenaría a padecer, de nuevo, una crisis con consecuencias muy adversas.

El Autor

Economista y director de Ecoanalítica

@aroliveros

@ecoanalitica

asdrubalo@ecoanalitica.net

Lo + Leído

DINERO

"Denuncio que el régimen trata de seguir robándonos el dinero: Trata de mover desde Bandes un dinero a Uruguay, el llamado es a Uruguay a que no se presten para esto, son de 1000 a 1200 millones

ENCUESTA

63 por ciento considera que la salida a la crisis en Venezuela es el revocatorio, en tanto que un 10 por ciento considera que el diálogo al que insta la Organización de Estados Americanos (OEA), es l

RANKING

Nuevamente el país se ubica en el último lugar como el país con menor libertad económica del planeta, según el Índice de Libertad Económica del Mundo.

Indicadores en Tiempo Real

Desarrollo Web Omar Morales